Elecciones en Bolivia: Carlos Mesa visitó Argentina

Carlos Mesa y Evo Morales, los principales candidatos presidenciales de Bolivia de cara a las elecciones de octubre

Por Lucio Garriga Olmo |

En octubre, los bolivianos y bolivianas irán a las urnas para elegir al presidente y vicepresidente, 130 diputados y 36 senadores para el período 2020-2025. En un año que estará marcado por la contienda política, los nueve binomios presidenciales –confirmados en las primeras elecciones primarias del país realizadas el pasado 27 de enero– ya lanzaron sus candidaturas. En este marco, Carlos Mesa, el opositor con las oportunidades más serias de disputarle los comicios al oficialismo –que volverá a presentar una cuestionada fórmula compuesta por Evo Morales y Álvaro García Linera–, visitó la Argentina.

En su primera gira internacional del año, el ex-vicepresidente (2002-2003) y ex-presidente (2003-2005), visitó a la comunidad boliviana y brindó una conferencia en el Consejo Argentino para las Relaciones Internacionales (CARI). Esta última actividad estuvo marcada por una protesta de jóvenes de origen boliviano que le reprocharon su responsabilidad política y penal en la denominada Guerra del Gas, del año 2003, que dejó más de 60 muertos y 400 heridos. Un síntoma más de la fuerte polarización que vive Bolivia de cara a las elecciones.

El historiador y candidato por Comunidad Ciudadana (CC) se presentó como un político que propone un cambio importante para el país pero, a la vez, destacó que mantendrá las políticas del oficialismo que considera positivas. En este sentido, aseguró que “sería una tontería para cualquier candidato el pretender un retorno a un pasado previo al 22 de enero del 2006 (fecha en la que Evo asumió su primer mandato)”, pero que se debe “discutir qué hay que hacer de acá hacia adelante”.

Carlos Diego de Mesa Gisbert es un político, historiador y periodista boliviano que nació el 12 de agosto de 1953 en La Paz. Entre el año 2002 y el 2003 fue el vicepresidente de Gonzalo Sánchez de Lozada y entre 2003 y 2005 lo sucedió al frente del Poder Ejecutivo luego de que “Goni” –como se lo denomina a Sánchez de Lozada– renunciara en el marco de la Guerra del Gas y se haya ido a los Estados Unidos. El año pasado, Mesa lanzó su candidatura presidencial para terminar con el “continuismo inaceptable” del oficialismo y hoy en día se ubica segundo en las encuestas con un 20% de intención de votos, detrás del 24% de Evo Morales.

En su discurso, Mesa aprobó las política a favor a de los pueblos originarios llevadas a cabo por el oficialismo y resaltó que Evo haya sido el primer presidente indígena del país. En este sentido, destacó que el gobierno deja como positivo “el cierre de una etapa social” ya que luego de sus mandatos “cualquiera puede ser candidato” y, además, resaltó la “participación indígena” en los círculos de poder ya que “se terminó la exclusión al indígena”. Además, afirmó que la actual administración tuvo “un manejo de la economía sensato” y un “manejo de la macroeconomía correcto”, pero aseguró que esto se debió al “precio exponencial de las materias primas” en el mercado internacional.

A pesar de esto, sostuvo que “todo lo que podía dar Evo Morales ya lo dio” y que el actual presidente “representa el final de un proceso histórico y no el comienzo”. Carlos Mesa afirmó que el “tema de fondo” de Bolivia “es la democracia”, ya que el país sufre “un profundo autoritarismo”. En este sentido, criticó que el actual mandatario se vuelva a presentar en los comicios a pesar de haber perdido un referéndum, el 21 de febrero del 2016, que lo hubiera habilitado a un tercer mandato consecutivo, con un resultado ajustado: 51,3% a favor del No y 48,7% a favor del Sí. “La victoria del No fue estrecha pero contundente”, afirmó Mesa, y aseguró que la candidatura del binomio oficialista viola la Constitución Nacional.

“Evo Morales tiene una naturaleza autoritaria”, aseguró, y declaró que “Evo cree en una democracia a su idea y semejanza”. “Evo quería ser presidente indefinidamente”, denunció. Ante este panorama, propuso “un shock democrático que termine con el autoritarismo” ya que “ha llegado un momento de cambio fundamental”. “Hay que construir una democracia de ciudadanos recuperando el concepto de ciudadanía como la persona con capacidad creativa, del reconocimiento de la importancia de lo privado dentro de un escenario comunitario”, agregó y explicó: “Nosotros nos llamamos Comunidad Ciudadana desde los dos extremos de lo que representa la comunidad: la comunidad como tradición histórica prehistórica boliviana y la comunidad global que hoy en día desafía al siglo XXI”.

En materia económica, aseguró que el principal problema de Bolivia “es el altísimo déficit, que está acercándose al 8% [del PBI]”. Asimismo, denunció que el gobierno de Evo “ha duplicado la deuda externa, ha multiplicado por seis el gasto público y ha reducido las reservas internacionales a niveles y cifras preocupantes”. “No propongo una receta neoliberal ni medidas de shock pero sí reformas en la economía”, declaró, y propuso “usar los recursos naturales para diversificar la economía en el mediano y largo plazo”.

Con su discurso académico, Carlos Mesa finalizó su gira internacional por la Argentina en búsqueda de apoyo de cara a las elecciones de octubre y demostró que la contienda electoral estará polarizada entre su candidatura y la del actual presidente, Evo Morales.